Navidad es sinónimo de exceso y de reunirse con amigos y familiares. Los excesos, el estrés de estar de un lado a otro, los días sin fin… todo nos pasa factura. Por ello, desde Natural Things te mostramos los mejores consejos de belleza para después de Navidad para recuperarnos de estas fiestas como merecemos.

La importancia de la alimentación

Hemos aprovechado los días navideños para darnos más de un capricho y descuidar la dieta. La piel también lo sufre, por ello se recomienda comer verduras como zanahorias o espinacas que ayuden a aumentar el nivel de vitamina A, vital para el mantenimiento de la piel. También se debe ingerir frutas con alto porcentaje en vitamina C, como las naranjas, para aumentar la producción de colágeno y poder lucir una piel tersa. Tampoco nos debemos olvidar de la vitamina B, presente en carnes, pescado, legumbres y frutas, que ayuda a la renovación celular.

No debemos olvidarnos de la hidratación, esencial para limpiar el organismo. Beber mucha agua es sinónimo de una piel hidratada y de recuperar el mejor aspecto de tu piel.

Limpieza del rostro

El maquillaje en época de Navidad es una tónica habitual. En más de una ocasión nos hemos preparado con mucho cuidado luciendo un maquillaje diferente al que solemos llevar a diario. Desmaquillarse después de una fiesta puede resultar perezoso, y por ello es posible que la limpieza no haya sido la correcta. Para olvidarnos de todo lo anterior y expulsar la suciedad y la secreción grasa, nada mejor que una limpieza con agua termal o con leche limpiadora.

Es el mejor momento para una exfoliación que elimine por completo las células muertas ayudando, a la vez, a la regeneración celular. Es decir, exfoliar es sinónimo de recuperar la luminosidad.

La mascarilla no puede faltarnos, que debe seguir siendo rica en nutrientes y relajante. Cada piel precisa de un tipo de propiedades nutritivas: para piel mixta o grasa, cremas muy fluidas; para piel seca, cremas más densas.

Los consejos de belleza también pasan por piernas y cabello

La exfoliación y la hidratación citadas anteriormente no deben aplicarse solamente en la cara, sino que debe hacerse por todo el cuerpo. No dejes de darte masajes con una crema corporal en las piernas y, especialmente, en los pies que sufren el frío y los tacones. Tampoco olvides las manos, una zona muy expuesta al frío y que tienden a estar resecas en invierno.

Cuando las temperaturas son bajas, el pelo sufre y pierde el brillo con facilidad. Por ello, cuida tu cabello como se merece: con nutrientes especiales y aplicando una mascarilla de hidratación que haga que luzcamos un pelo brillante.

El maquillaje en invierno

Para lucir de labios, no te olvides de hidratarlos correctamente para evitar que se agrieten. Además, puedes añadir una cantidad pequeña de crema hidratante a tu base de maquillaje con el fin de cubrir imperfecciones y conseguir color.

Otro consejo de belleza para después de nochevieja es utilizar colores de sombras distintos a los habituales que aporten brillo. Y si quieres eliminar la rojez típica del invierno, nada mejor que correctores de colores.

No solamente debemos preocuparnos de la dieta después de las fiestas navideñas, sino que debemos cuidar nuestra piel tras los excesos de los días pasados.

 

luminesce